Patronato en crisis: sector registra disminución en ventas cercanas al 70%

|

PandemiaMás de 50 locatarios del mall Paseo Santa Filomena, el más grande centro comercial del tradicional barrio Patronato hicieron un llamado a las autoridades de Gobierno a revertir la prohibición de poder comercializar ropa, rubro que desde el 2019 se ha visto fuertemente afectado por las innumerables crisis que ha vivido el país y, que para muchas personas es de primera necesidad dado el cambio de temporada o porque ven en la actividad una forma de generar ingresos extras.

Si bien, dicha medida se levantaría el próximo 15 de abril, los microempresarios del sector explican que ello ha generado un grave impacto económico y, no sólo en Santiago, sino que también en regiones donde son muchas las personas que se abastecen de las tiendas de Patronato para armar sus propios negocios, llegando a disminuir en un 70 por ciento la actividad.

Pequeños comerciantes que, por lo demás, aseguran no tienen opciones de acceder a ayudas estatales.

“Según mi percepción el gobierno toma cartas en este rubro, no en base a crédito Fogape que a la mayoría de ellos les fue negado precisamente por su rubro. Por lo que se prevé que vamos a tener mucha de estas empresas en la quiebra en un corto plazo si la medida no es revertida”, augura.

“La mayoría de los locatarios son pymes con poco desarrollo de la venta on line, por lo que muchos de ellos vendían al por mayor a través de WhatsApp y la misma tienda que vende al detalle es la bodega de despacho al por mayor, cosa que hoy le es prohibido hacer”, explica Mario Zacarías, gerente Comercial mall Paseo Santa Filomena.

“El barrio está listo para volver abrir, lo demostramos hace un año con todas las medidas implementadas que incluso fueron aún más exigentes que las que nos pedía la autoridad sanitaria, entonces el volver abrir es de suma urgencia”, agrega.

“Desde el principio de la pandemia, el pequeño y mediano comerciante, realizó las inversiones necesarias para acatar las medidas sanitarias impuestas por el Ministerio de Salud con el propósito de evitar contagios COVID y proteger la salud de las personas”, explica Mario Zacarías.

Y, asegura, que hoy, “estamos en condiciones de atender con seguridad a nuestros clientes. A pesar de lo anterior, este gobierno, nos está restringiendo el derecho de trabajar, lo que está generando cesantía y quiebras de nuestros emprendimientos”.