Desempleo reportó leve ascenso en marzo-mayo

|

Industria alimentos

De acuerdo a la información recogida por la Encuesta Nacional de Empleo (ENE), que elabora el Instituto Nacional de Estadísticas (INE), la tasa de desocupación nacional fue 7,1% en el trimestre móvil marzo-mayo, incrementándose 0,1 puntos porcentuales (pp.) respecto a igual período de 2018.

Los ocupados presentaron un aumento de 1,4% anual, incididos, principalmente por las mujeres que crecieron 2,7%. Según tramo etario, los segmentos que más se expandieron fueron el de 25-49 años (1,7%) y el de 50-64 años (2,7%).

La fuerza de trabajo, sin embargo, gravitó en el resultado al reportar un ascenso en 1,5%. Los desocupados en definitiva aumentaron 2,9%. La tasa de participación llegó a 59,7% y la de ocupación se situó en 55,5%. Ambos indicadores decrecieron 0,2 pp. respecto a igual período del año anterior.


Actividad económica


El incremento anual de los ocupados fue explicado por administración pública con un aumento de 8,0%, enseñanza que creció 4,1% y actividades de salud con un alza de 6,0%, debido a las actividades relacionadas a la atención de salud humana (hospitales, clínicas, etc.).

Los mayores retrocesos se dieron en agricultura y pesca (-3,7%), por agricultura y ganadería, seguido de actividades profesionales (-8,0%), debido a actividades de arquitectura e ingeniería, y finalmente, comercio (-0,3%), explicado por comercio y reparación de vehículos. Las mujeres ocupadas aumentaron 2,7%, debido a enseñanza (5,8%), mientras que los hombres ocupados tuvieron un alza de 0,5%, por administración pública (11,1%).

Por otra parte, la tasa de ocupación informal fue 28,6%, disminuyendo 0,2 pp. en doce meses. En igual período, los ocupados informales se incrementaron 0,5% incididos, principalmente, por mujeres (1,8%) y la categoría personal de servicio doméstico.


Misma alza de desocupación según género


La tasa de desocupación femenina fue 8,2%, aumentando 0,1 pp. anual. Esto derivó de un incremento anual de 2,8% de la fuerza de trabajo, superior al alza de las ocupadas que fue 2,7%.

Por su parte, las desocupadas crecieron 4,0%, incididas mayoritariamente por las cesantes (2,9%). Las tasas de participación y ocupación se situaron en 49,8% y 45,7%, con alzas de 0,5 pp. y 0,4 pp., respectivamente. Las mujeres fuera de la fuerza de trabajo se expandieron 0,8%, impulsadas por las inactivas habituales (1,3%); mientras que las inactivas potencialmente activas decrecieron (-4,2%).

La tasa de desocupación de los hombres fue 6,3%, aumentando 0,1 pp. en doce meses, como consecuencia del incremento de 0,6% de la fuerza de trabajo, superior a la variación de 0,5% de los ocupados. Por su parte, los desocupados tuvieron un alza de 1,9% incidida, principalmente, por los cesantes (1,4%). Las tasas de participación y ocupación alcanzaron 69,9% y 65,5%, disminuyendo 1,0 pp., en cada indicador. Los hombres fuera de la fuerza de trabajo crecieron 5,2%, influenciados por los inactivos habituales (6,3%) y los inactivos potencialmente activos (1,6%).


EMPLEO INE M A M