​Merkel aboga por responder "con prudencia" al aumento de los precios de la energía

|

Angela merkelLa canciller de Alemania, Angela Merkel, ha abogado por reaccionar "con prudencia" al aumento de los precios de la energía, para no "inhabilitar completamente" el mercado, al tiempo que ha defendido la necesidad de poner en marcha "mecanismos de apoyo social" para hacer frente a la situación.

"Creo que tenemos que reaccionar con prudencia, no debemos inhabilitar completamente el mercado, sino aportar más mercado, pero en cualquier caso necesitamos mecanismos de apoyo social", ha asegurado en declaraciones a los medios a su llegada a la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de los Veintisiete en Bruselas.

Merkel ha subrayado, en cualquier caso, la importancia de distinguir "claramente" lo "desafíos" derivados del cambio climático, por un lado, y el escenario actual de escalada de los precios de la energía, por otro; subrayando así que el alza de los precios no está relacionado con la lucha contra el cambio climático..

"Ahora tenemos que preguntarnos qué lleva a que los precios energéticos estén tan altos", ha explicado, después de enfatizar que la paquete climático de la UE para reducir emisiones de CO2 es "otra cosa".

Los Veintisiete tienen previsto debatir en una de las sesiones del Consejo Europeo que arranca este jueves sobre la volatilidad en los mercados energéticos y España aspira a reactivar el proceso de medidas más ambiciosas para hacer frente a la situación, después de que la Comisión Europea circunscribiera la reflexión sobre las iniciativas que reclama España a una reflexión de medio largo plazo.

Para el corto plazo, el Ejecutivo comunitario aboga por priorizar medidas que ya están previstas en el marco europeo, por ejemplo con ayudas directas a hogares y empresas o recortes de tasas e impuestos que representan aproximadamente un tercio de la factura de la electricidad.

España, no obstante, piensa que esta respuesta es insuficiente e intentará que los jefes de Estado y de Gobierno hagan referencia a medidas más ambiciosas, como una plataforma para la compra conjunta de gas para crear una reserva estratégica, una mayor lucha contra la especulación en el mercado de carbono o una revisión del sistema energético europeo para que el gas pierda peso en la fijación de precios. (EUROPA PRESS)