BICE Inversiones: autoridad podría responder con medidas no tradicionales ante mayor volatilidad en activos locales

|

BICE


Tras la decisión ayer del Banco Central de mantener la tasa de interés en 0,50%, el Departamento de Estudios de BICE Inversiones comentó que “la actividad local ya habría pasado por la parte más baja del ciclo económico, sin embargo, se mantiene un alto grado de incertidumbre. Como lo han demostrado las economías desarrolladas, pueden haber segundas olas de contagios que obliguen a una reimposición de las medidas sanitarias restrictivas. Además, el mercado laboral local muestra un alto deterioro y puede tardar más en mostrar una recuperación completa.”

En cuanto a la inflación, BICE consignó que “el registro de septiembre mostró una sorpresa positiva al alcanzar una variación mensual de 0,6%. Esto habría estado vinculado al impulso del consumo generado por el retiro de fondos previsionales y a restricciones en la oferta de bienes. Pese a que esta mayor presión en los precios se podría mantener en el corto plazo, las perspectivas más largas revelan que la inflación se mantendría cercana la meta de 3%.”

Con todo, la entidad privada proyectó que “la frágil situación de la economía local motivará a las autoridades monetarias a mantener sus estímulos en el terreno expansivo por un tiempo prolongado (lo que estimamos por ahora sería hasta mediados del año 2022), lo que se traduce en una mantención de la TPM en el nivel de 0,5%. Además, las condiciones políticas y sociales de corto plazo podrían generar una mayor volatilidad en los activos locales, a lo que la autoridad monetaria podría responder con medidas no tradicionales, con el fin de mantener la estabilidad financiera.”