Francisco Silva, Country Manager Chile-Perú de Kingston Technology

​Chatarra electrónica

|

Cartas al director OK


Sr. Director,


Este domingo se conmemora el Día Mundial del Reciclaje, y las cifras en cuanto a basura electrónica son preocupantes. En un solo año el mundo genera 48,5 millones de toneladas de este tipo de desperdicios. Esto equivale al peso de 125.000 aviones jumbo o 4.500 torres Eiffel. Si nada cambia, para 2050 se estima que habrá 120 millones de toneladas[1].

Una importante cantidad de chatarra proviene desde la computación. Cuando un dispositivo tiende a volverse lento debido a las exigencias propias de la evolución del software, es común considerar la compra de uno nuevo, generando con ello un importante desperdicio.

Sin embargo, existen opciones que permiten potenciar un computador lento, reemplazando algunos de sus componentes internos. Se trata de pequeñas piezas, pero que son fácilmente reemplazables, como por ejemplo módulos de memoria RAM y unidades SSD, y que permiten extender por algunos años la vida útil del dispositivo, evitando que vaya a parar a la basura antes de tiempo.

La contribución a generar un mundo con menos desperdicios depende de todos, y la oportunidad de hacerlo muchas veces se encuentra encima de nuestros escritorios.


Francisco Silva

Country Manager Chile-Perú de Kingston Technology