​Oficinas premium: Chile tiene la menor tasa de vacancia de A. Latina

|

Santiago 8


De acuerdo a un reporte realizado por la consultora Colliers International, que analizó la vacancia, precios e inventario de oficinas clase A A+ en las principales ciudades de América Latina, Santiago de Chile posee la menor vacancia de la región con una ocupación de 4,7%. En segundo lugar destaca San José con un 6,43%, y Bogotá con 8%. El periodo de estudio abarca enero, febrero y marzo.

“Si bien el mercado de oficinas ha sido golpeado por la crisis social y ahora por el Covid-19, Chile por años ha destacado por poseer un mercado robusto y estable, con gran potencial de crecimiento. La proyección es que una vez finalice la actual crisis sanitaria, nuestro mercado retomará el sendero. A largo plazo la demanda por espacios de oficinas seguirá manteniendo su fuerza, pero bajo una tendencia enfocada en la optimización de espacios de trabajo”, señala Enrique del Campo, Gerente del Área de Oficinas de Colliers International


Ahorrar costos: El nuevo desafío en oficinas


Hace años que la optimización en los espacios de oficinas viene siendo tendencia tanto en Chile como en el mundo; sin embargo, la crisis social que comenzó el pasado 18 de octubre y la crisis sanitaria desatada por el Covid-19 han obligado a las empresas a implementar el teletrabajo o trabajo a distancia como única forma de poder dar continuidad operacional a sus organizaciones, lo que ha vuelto a poner como prioridad la necesidad de modificar o buscar nuevos espacios de trabajo que permitan adaptarse a esta nueva forma de trabajar, con plantas flexibles y eficientes que fomenten el trabajo colaborativo, con el propósito de aumentar la productividad y a su vez disminuir los costos operativos.

“Algo positivo que ha surgido tras estos últimos acontecimientos, es que en la gran mayoría de los casos se ha derribado el mito del teletrabajo. La realidad nos ha demostrado que sí es posible realizar el trabajo a distancia, es posible lograr la productividad deseada en algunas áreas y es posible perdurar en el tiempo esta modalidad para algunas áreas de la compañía y no sólo para casos de emergencia como los vistos estos últimos meses. Para hacer realidad esta nueva forma de trabajar, las organizaciones deben contar con las herramientas tecnológicas necesarias para el correcto funcionamiento del trabajo a distancia, junto con el mejoramiento y flexibilidad de los espacios de oficina, aspectos que pueden marcar la diferencia a la hora de dar continuidad operativa a las empresas, mejorando la calidad y los tiempos de trabajo en las organizaciones”, explica Enrique del Campo, Gerente del Área de Oficinas de Colliers International.

“Las empresas hoy ya están sufriendo los impactos económicos post 18-0 y Covid-19 y han puesto su foco en disminuir sus costos operacionales, tal como el arriendo de sus oficinas: viendo la posibilidad de renegociar sus contratos de arriendo, repactar pagos, disminuir y optimizar sus actuales oficinas o buscar nuevas dependencia”, detalla.

“Esto si bien no significará un aumento en las vacancias en el mediano plazo ni una disminución en la demanda de espacio de oficinas en el largo plazo, la demanda seguirá manteniendo su fuerza, pero bajo una tendencia enfocada en la optimización de espacios de trabajo. El desafío tanto para las empresas inquilinas como para los propietarios será de adaptar sus espacios para permitir mayor flexibilidad en la configuración de estos, con generación de metros cuadrados enfocados en la colaboración, mejorando los espacios de trabajo. Los desarrolladores hoy van en línea con esta tendencia y con edificios cada más eficientes y sustentables, tanto en espacios como en consumo de energía y el manejo de residuos”, enfatiza el ejecutivo.

De acuerdo al experto de Colliers International, al optimizar sus espacios, ya sea a través de una reestructuración de la superficie existente o cambiándose a nuevas oficinas, las empresas podrían llegar a obtener ahorros significativos en sus costos con rangos estimados entre un 20% a 30, o incluso más, dependiendo del caso.

"Los espacios abiertos en plantas eficientes con menor cantidad de pilares y amplios espacios libres útiles, facilitan una mejor distribución del espacio de trabajo, permitiendo maximizar los metros cuadrados disponibles, factor fundamental para optimizar el espacio utilizado y disminuir costos. El objetivo es optimizar los espacios y los costos relacionados en función de la forma de trabajar de cada empresa, mejorando la habitabilidad del espacio y fomentando el trabajo colaborativo”, explica Del Campo.

“Es en momentos como los actuales donde las empresas deben evaluar el optimizar sus espacios de trabajo, y lo recomendable es asesorase con un experto quien debe: analizar el espacio actual en términos principalmente de eficiencia y costos, sin dejar de lado por supuesto otros factores igual de relevantes como la ubicación, seguridad, conectividad, calidad del edificio, y compararlos con nuevas alternativas de cambio, confeccionando un análisis cualitativo y cuantitativo completo para apoyar la toma de decisión y apoyándolos en la operación, ya sea quedándose y optimizando sus actuales dependencias o bien cambiarse a nuevas oficinas más eficientes”, concluye.