Tasaciones inmobiliarias cayeron durante el IV trimestre de 2021

|

Viviendas nuevas 2

De acuerdo a un análisis realizado por Colliers, luego de vivir un boom durante los tres primeros trimestres del 2021, las tasaciones para financiamiento inmobiliario cayeron un 25% durante el cuarto trimestre. Según el análisis, del total de las tasaciones de este tipo realizadas durante 2021, aproximadamente el 80% corresponde a viviendas, y el 20% restante a propiedades comerciales, industriales y oficinas.

La caída en el porcentaje de tasaciones realizadas durante el cuarto trimestre se debe principalmente al aumento en las tasas de financiamiento derivadas del incremento en la inflación y riesgo país de Chile, así como también por las mayores restricciones crediticias que ha impuesto la banca para la entrega de los créditos hipotecarios. Todos estos factores implican que acceder a comprar una vivienda se haga más difícil”, explica Fabiola Barna, Gerente del Área de Tasaciones Bancarias de Colliers.

De acuerdo a la experta, si observamos cuál fue la tendencia a lo largo del año 2021, podemos observar que durante los 3 primeros trimestres la cantidad de tasaciones aumentó en un 65% respecto a los 3 primeros trimestres del año 2020.

La ejecutiva enfatiza que al comparar el año completo 2021 con 2020, el porcentaje de tasaciones realizadas creció cerca de un 40%. “Durante los primeros trimestres del 2021 se vivió un verdadero auge en las tasaciones, debido a las menores restricciones de desplazamiento que existieron respecto al año anterior y por las tasas hipotecarias históricamente bajas que aún se mantenían.”

Durante el cuarto trimestre del año se experimentó una caída del 15% respecto de igual periodo el año 2020, y más de un 50% respecto al año 2019. Al comparar tercer trimestre de 2021 con cuarto trimestre la caída fue de 25%. “El impacto en el aumento de las tasas de créditos hipotecarios se percibe notoriamente”, detalla el análisis.

Con la situación actual del país y de mantenerse las condiciones de financiamiento, la consultora estima que durante 2022 estas tasaciones caerán entre un 30 y 40%. “Esta caída se vería parcialmente amortiguada por un aumento de las tasaciones realizadas para evaluación de compra/venta, que cada vez son mas utilizadas por las personas como herramienta previa de decisión”, concluye.

"Por otro lado, hemos observado un leve incremento en solicitudes de tasaciones para conocer el valor de arriendo de las propiedades, dado lo explicado anteriormente que las ventas han tenido una caída importante, inversamente se ha incrementado la demanda por arriendo, al ser una opción por las dificultades de acceder a créditos hipotecarios, el mercado de arriendo se ha incrementado velozmente y los valores están al alza, por lo mismo las personas buscan conocer el valor actualizado en el cual podrían arrendar su propiedad, si bien esto no ha sido históricamente la fuerte demanda de tasaciones, podría experimentar una demanda importante en crecimiento", aseveró.