Ventas presenciales minoristas de la Región Metropolitana subieron 51,7% anual en agosto

|

Comercio 6

Las ventas presenciales minoristas de la Región Metropolitana marcaron en el mes de agosto un alza de 51,7% real anual, desacelerándose frente al alza de 125,1% de julio y continuando la influencia de una baja base de comparación al haber registrado una baja de 20,8% en igual mes de 2020, informó esta mañana la Cámara Nacional de Comercio (CNC). De esta manera, las ventas presenciales acumulan entre enero y agosto un crecimiento real de 36%.

Respecto a julio las ventas presenciales de la RM marcan una baja de 2,8%. Por su parte, al comparar con igual mes de 2019 las ventas de agosto marcan un alza de 20,1%.

En términos de locales equivalente el alza en agosto fue de 70,3% real anual, mientras que respecto a agosto de 2019 evidencia un incremento de 32%. De esta manera, en locales equivalentes el indicador cierra a agosto con un incremento de 38,5% real.

Al analizar los trimestres móviles se ve un quiebre de tendencia en el último período con un alza de 77% en junio-agosto tras crecer 87,1% en el período previo, esto en respuesta a que comienzan a atenuarse las bajas bases de comparación de período anteriores

Bernardita Silva, gerente de Estudios de la CNC, indicó que "las ventas presenciales del comercio minorista en la Región Metropolitana continúan mostrando fuertes crecimientos dado las bajas bases de comparación, el efecto del levantamiento de restricciones que ha impulsado fuertemente el tráfico hacia el comercio físico y la mayor liquidez de los hogares producto de los retiros y ayudas fiscales. Estos dos últimos factores han mostrado que el impulso en el sector va más allá de un tema de base de comparación ya que respecto a 2019 las ventas presenciales evidencian también un fuerte crecimiento de 20,1%, impulsado mayormente por los bienes no esenciales."

Según comentó, "las confianzas de los consumidores (GFK Adimark), si bien aún en estado pesimista, siguen recuperándose, sobre todo en lo que se refiere a su situación económica personal actual y por el lado del empleo, si bien aún quedan grandes desafíos de recuperar los niveles de fuerza laboral que teníamos previos a la pandemia, se evidencian mayores avances en la recuperación del empleo en el último Estudio Longitudinal Empleo Covid19 de la PUC. Sin embargo, sigue habiendo un alto porcentaje de informalidad en la recuperación de los ocupados, situación que se necesita controlar ya que lo que necesitamos es recuperar empleos formales y de calidad."

En cuanto al consumo, concluyó la ejecutuva, "se espera que la demanda siga manteniéndose alta en lo que queda del año, las importaciones se han incrementado significativamente en respuesta a esta y adelantándose a futuras compras, incluidas las navideñas, donde los distintos actores buscan asegurar sus stocks ante un complicado escenario logístico mundial y una mayor presión inflacionaria. Sin embargo, debiéramos comenzar a ver crecimientos más atenuados, ya que enfrentaremos altas bases de comparación, sobre todo el último trimestre, junto a una normalización del comportamiento del consumidor una vez pasado el impulso de mayor consumo provocado post encierro."