Crisis: las doce cosas que sabemos con seguridad

|

Hu00e9ctor Casanueva


En medio de la dramática coyuntura en que nos encontramos debido a la pandemia, que ha generado una crisis de proporciones en todo el mundo, hay muchas cosas que aún no sabemos con certeza sobre el virus, tratamientos posibles, el tiempo que tomará disponer de una vacuna efectiva y como ésta se va a aplicar en todo el mundo. Tampoco sabemos en firme los costos economicos, laborales, productivos, financieros y existenciales derivados de los efectos de esta crisis, ni sobre la gobernanza y las instituciones públicas. Tener estas certezas nos permitirían responder con mayor margen de seguridad, y atenuar el impacto. Dicho esto, hay ciertas cosas que sí sabemos con seguridad, que deberíamos haber sabido, y que debemos tener en cuenta ahora y en el futuro, que me permito señalar a continuación:

1. Que la mutación de los corona virus y otros virus y patógenos es permanente, y su extensión se ve favorecida por los desplazamientos de personas propios de la globalización.

2. Que esta pandemia fue anunciada en las últimas dos décadas por la comunidad científica y centros de investigaciones y estudios prospectivos, como por ejemplo el Millennium Project en sus informes emitidos desde 1997.

3. Que la Organización Mundial de la Salud advirtió en 2019 de esta pandemia en su documento “El mundo está en peligro”.

4. Que los gobiernos y organismos multilaterales no tomaron debidamente en cuenta dichos estudios y advertencias.

5. Que ahora solo se está reaccionando, descoordinadamente, y en algunos temas a tientas, ignorando muchas cosas.

6. Que con una visión prospectiva y políticas públicas diseñadas sobre la base de escenarios, esta pandemia se podría haber evitado, o por lo menos atenuado en sus efectos.

7. Que los efectos de la pandemia COVID19 serán altos en vidas humanas, recesión económica, pérdida de puestos de trabajo, alteraciones en los modos de vida, y todo en un ambiente de temor e incertidumbre sobre el futuro.

8. Que el futuro no se puede predecir, pero se puede construir, y que la prospectiva estratégica es una metodología para anticipar escenarios, reducir la incertidumbre y los riesgos.

9. Que esta no será la última crisis sanitaria ni el último evento que podría afectar globalmente a nuestras sociedades.

10. Que las crisis son sistémicas y globales, y necesitan respuestas preventivas y reactivas globales.

11. Que las próximas crisis no pueden tomarnos por sorpresa.

12. Que es imprescindible que tengamos un sistema de inteligencia colectiva, mediante unidades de Prospectiva Estratégica situadas al más alto nivel, en gobiernos, instituciones y organismos multilaterales, conectadas entre si, para estudiar permanentemente las tendencias, crear escenarios y anticipar respuestas.

El Consejo Chileno de Prospectiva y Estrategia, desde su creación hace seis años, que viene planteando al poder público y a los partidos políticos la urgencia de contar con un dispositivo de anticipación prospectiva, y ahora que todos de alguna manera sabemos lo que deberíamos haber sabido, lo estamos reiterando con mayor razón aún.


Héctor Casanueva

Director del Consejo Chileno de Prospectiva y Estrategia y Miembro del Planning Committee, Millennium Project Global Futures Studies & Research. Profesor-Investigador de las Universidades de Alcalá (España) y Miguel de Cervantes (Chile). Ex embajador de Chile.